ISRA ÁLVAREZ

  • En su novena temporada y a punto de llegar a los 5 millones de espectadores se incorporan al musical tres caras nuevas.

Fela Domínguez y Tiago Barbosa , en el musical de ‘El Rey León'.

El espectáculo de El Rey León no es un musical, es una fábrica de estremecimientos, de escalofríos. Con esta afirmación personal del que escribe estarán de acuerdo probablemente la inmensa mayoría de los casi 5 millones de espectadores que han visto ya este show que desde hace nueve años se representa en el Teatro Lope de Vega, en la Gran Vía de Madrid (la tercera ciudad del mundo por número de musicales, solo por detrás de Nueva York y Londres). Pero, ¿cómo es posible que después de 3.500 funciones siga funcionando y emocionando igual?

En primer lugar, por la demanda. Madrid es actualmente la única ciudad del mundo donde puede verse El Rey León en español (se ha llegado a traducir a ocho idiomas en 18 países), y aunque pudiera pensarse que es un asunto local, lo cierto es que el 80% de los espectadores proceden de fuera de la capital española.

En segundo lugar, por la espectacularidad. Zenón Recalde, director residente, explica que el número de apertura de esta obra "está considerado como el número mas espectacular en la historia de los musicales". No en vano hasta 25 tipos diferentes de animales, ya sea operados por humanos a modo de marionetas, o representados por ellos (elefantes y jirafas de siete metros incluidas) aparecen durante la función.

Pero, tal como apunta el director, en esta obra trabajan "55 actores de muchas nacionalidades" que resultan en "una fusión de personalidades, etnias, de razas, de culturas y religiones que trabajan juntos y en armonía".

A ese batiburrillo artístico acaban de incorporarse tres nuevos talentos: Fela Domínguez, mexicana, que interpreta a Nala, papel que ya había hecho en El Rey León en México y que ha puesto la voz al personaje en la última versión de la película de Disney. También tiene experiencia la sudafricana Lindiwe Mkhize, que llevaba trece años haciendo el papel de Rafiki en Londres y que, buscando un cambio y "aire fresco" ha llegado apenas hace un mes al elenco español.

Por último, se incorpora el catalán Pitu Manubens, al papel del malvado Scar. Él es el único novato. "Scar es uno de los mejores malos de la historia",
explica Manubens complacido. Él no había visto el musical, y decidió "no verlo hasta que terminásemos de preparar mi versión de Scar. Y cuando ya lo sentía mío, cuando ya lo tenía, decidí verlo. Empezó El ciclo de la vida y me puse a llorar. No se si ha habido un musical de este calibre en este país", valora.

También ha sido emocionante para Lindiwe Mkhize, que empezó a aprender español "por Skype cuando estaba en Londres y lo hice de forma fonética para el espectáculo", explica. "Ahora estoy aprendiendo más para poder comunicarme con la gente. Pero solo llevo un mes, así que hasta ahora solo conozco mis líneas del guion", dice, aunque se ha sentido acogida porque en este país "la gente es muy cálida y acogedora". Cada noche cerca de 150 personas trabajan para hacer El Rey León y hay españoles,latinos, africanos... "Es una bella locura. Aquí todo el mundo tiene la sangre caliente, hay mucho latino y africano y todo el tiempo es baile y alegría. Es mucha intensidad, pero el artista es así y eso ayuda a que se vivan funciones como las que cada día hacemos en escena. Esa es la magia del musical", apunta Fela Domínguez.

Y es que aunque sea una función, nunca es una función más. Lo explica el veterano Tiago Barbosa, brasileño, que lleva dos años haciendo de Simba: "Cada día tengo que estar al 100%, porque sé que viene gente que ha ahorrado un montón para venir, que llega desde fuera de Madrid, de lejos, solo para ver la función. Eso es lo que hace que cada día sea especial", porque "el brillo en los ojos, la sonrisa aunque no se te vea, llega y es magia".  


Fela Domínguez: "Nala es una mujer fuerte, que genera cambios"

La actriz es hija y nieta de músicos y amante del jazz.

¿Cómo ha sido volver a Nala?
Era un papel que tenía empolvado y tengo pésima memoria, pero cuando te enamoras de un personaje... fue empezar los ensayos y descubrir que los movimientos fluían.

¿Hay muchas diferencias entre los musicales de los distintos países?
Es prácticamente lo mismo. De la versión mexicana a la española a lo mejor cambian seis palabras en total.

En la nueva versión de la película el personaje de Nala crece mucho…
Nala ha sido siempre Nala y ahora se está entendiendo toda su esencia, que es la de una mujer fuerte, que genera cambios.

¿Cómo llega a moverse como un león?
Con movimientos sutiles y elegantes. Y en el caso de Nala es femenina,pero fuerte, es una dualidad que hay que tener en escena y que para mí es adictiva.

Destaque una escena...
La estampida, que es impresionante... y me encanta la representación que hay de la cultura africana, de sus voces, sus sonidos... y la historia, que es poderosa.

Spanish Catalan English French German Italian Portuguese Russian

Radio Online

 

 



LOWE USA